jueves, 4 de octubre de 2012

MISIONEROS DE LA FE

Los misioneros han sido enviados por nuestras comunidades para compartir nuestro mayor tesoro, la FE, y el signo que nos define, el Amor; una fe y un amor que, gracias a ellos, llegan hasta nuestros hermanos más necesitados en todo el mundo. Nuestra ayuda en la distancia, a través de las distintas formas de cooperación misionera, es vital para que esta labor pueda seguir realizándose. Construir un templo, traducir la Biblia a la lengua de un determinado pueblo, ayudar a llevar adelante proyectos pastorales y de evangelización, dar una respuesta de solidaridad cristiana a tantas situaciones de necesidad... son algunos de los logros posibles con nuestra contribución y con la labor impagable de los "misioneros de la fe".

No hay comentarios :

Publicar un comentario