lunes, 26 de noviembre de 2012

CONCURSO DE DIBUJO DE INFANCIA MISIONERA


El próximo 27 de enero, la Iglesia española celebra el día de Infancia Misionera, jornada en la que desde Obras Misionales Pontificias se quiere subrayar la dimensión misionera de los niños. Con motivo del 170 aniversario de su fundación, los misioneros invitan a todos los niños a mostrar su faceta más universal, a través del dibujo.
 Este año, con motivo del 170 aniversario, la Secretaría General de Infancia Misionera de Roma, ha animado a los países a convocar concurso de dibujo que muestre la esencia de esta obra pontificia. "El dibujo es el medio de expresión preferido por los niños, y al mismo tiempo es un lenguaje universal comprensible a todos", asegura la secretaria general de Infancia Misionera, Baptistine Ralamboarisom. "Será un modo más atractivo para conocernos mejor y para participar y vivir la dimensión misionera".
OMP España ha hecho suya esta invitación y ha convocado un concurso de dibujo para toda España. El tema es "los niños ayudan a los niños", que recoge el espíritu de Infancia Misionera. Están invitados todos los niños de 8 a 12 años que quieran mostrar su solidaridad misionera. Tan solo tienen que descargarse la plantilla en la página web de Obras Misionales Pontificias, y lanzar su creatividad bajo cualquier tipo de pintura (témperas, lápices, acuarela.).
El concurso tiene una doble fase. En la primera etapa, todos los trabajos deberán ser entregados en las delegaciones de misiones de las diócesis antes del 21 de diciembre. Serán seleccionados los dos mejores dibujos de cada diócesis, que pasarán a la fase nacional. El jurado, formado por cinco miembros eminentes del mundo de la cultura, elegirá el dibujo ganador. El autor será premiado con un ordenador portátil, que se ofrecerá en una ceremonia de entrega de premios solemne.  Además, su obra pasará a formar parte de la publicación de los mejores dibujos de todos países, y podrá ser elegido como cartel de Infancia Misionera del año que viene.
Con esta convocatoria inicia la campaña de Infancia Misionera, que integra el Adviento Misionero, la tradicional marcha de "Sembradores de Estrellas" y la Navidad Solidaria, en la que los niños colaboran en la "hucha del compartir" con la actividad misionera de la Iglesia. A través de estas actividades, Obras Misionales Pontificias otorga una vía de educación en la solidaridad, que demuestra que los niños también son misioneros.
La Obra Pontificia de Infancia Misionera nació en germen en 1843, cuando el obispo francés Charles-Auguste Forbin-Janson se sintió conmovido ante las noticias que le llegan de los misioneros que trabajan en extremo Oriente. Para ayudar, pidió ayuda a los niños de su diócesis y abrió así un camino de solidaridad entre los niños de Francia y los niños necesitados. Esta iniciativa se extendió por muchos países, hasta que en 1922 Pío XI la hizo suya y la institucionalizó.  

No hay comentarios :

Publicar un comentario